Europa plantea rebajar el 3,5% las ayudas que cobran los agricultores

Resulta que la última negociación de la Política Agraria Común (PAC) planteaba un recorte de las ayudas del campo, pero no tan a las claras. En realidad, se puso encima de la mesa un cambio de la normativa que regula el reparto que hacía mucho daño a Jaén porque aquí los productores tienen unos derechos históricos consolidados que les hace cobrar más que el resto. Entonces, Bruselas puso encima de la mesa la palabra mágica de la “convergencia”, que era fantástica para la mayoría, pero desastrosa para los agricultores jiennenses porque conllevaba que parte de sus fondos se fueran a otro lado. Sin embargo, al final, se halló una solución intermedia, que trajo algunos recortes, pero que arregló lo que iba a ser un auténtico desastre para Jaén. Se aceptó converger, pero entre territorios similares, por lo que la convergencia era menor y la provincia retenía buena parte de los fondos —algunos se le fueron—. Y así se quedó. En cambio, ahora toca negociar la Política Agraria Común (PAC) que regirá a partir de 2021. Y en este punto, la Comisión Europea tiene un auténtico problema. Gran Bretaña se va de la Unión Europea que, para los agricultores jiennenses, se traduce en que un pagador de la PAC deja de hacerlo. Por eso, o el resto pone el dinero que se pierde o, simplemente, habrá menos dinero para el campo.

LA PROPUESTA. Ahora, toca ver qué dinero destinará Europa a su agricultura o, lo que es lo mismo, a producir alimentos de una manera segura y autosuficiente. Luego, ya se verá la manera de repartirlos. Y la Comisión Europea parece que lo tiene claro. La Política Agraria Común (PAC) contará con menos presupuesto. La Comisión Europea ha presentado su propuesta para el próximo presupuesto de la UE, que abarca desde 2021 hasta 2027, en el que plantea recortar los fondos agrícolas y de cohesión —un 5% y un 7%, respectivamente— y aumentar el gasto dedicado a políticas como inmigración, seguridad y la defensa, la investigación y la innovación y economía digital.

El presidente del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, y el comisario de Presupuestos y Recursos Humanos, Günter Oettinger, han desvelado ante el pleno de la Eurocámara el borrador presupuestario, que será el primero sin el Reino Unido porque abandonará el bloque comunitario en marzo de 2019. Así, Bruselas propone un presupuesto plurianual de 1,135 billones de euros, lo que representa un 1,11% de la renta nacional bruta a Veintisiete y es una cifra “comparable” al actual presupuesto si se tiene en cuenta la inflación. En este sentido, la Comisión Europea quiere reducir “moderadamente” la financiación de la Política Agrícola Común (PAC) y la Política de Cohesión un 5% y un 7%, respectivamente, según ha indicado el comisario alemán en el Parlamento Europeo. España es uno de los países más beneficiados de estos fondos, que representaban aproximadamente el 70% del último marco financiero plurianual de la UE.

En concreto, la PAC contará con un presupuesto de 365.000 millones de euros entre 2021 y 2027, mientras que el fondo europeo de desarrollo regional y cohesión tendrá una dotación de 273.000 millones de euros. “Estas políticas se modernizarán para asegurarse de que pueden alcanzar sus objetivos con menos recursos e incluso servir nuevas prioridades”, ha explicado la Comisión Europea en un comunicado.

LA PROPUESTA. Por contra, Bruselas recomienda incrementar la financiación de “nuevas y urgentes prioridades”, entre las que incluye los fondos dedicados a la investigación y la innovación, la juventud, la economía digital, la gestión de fronteras y la seguridad y la defensa. De esta forma, la Comisión Europea propone dedicar 12.000 millones a la transformación digital, 30.000 millones al programa Erasmus+ y 100.000 millones (un 50% más) a la investigación y desarrollo, a través de programas como Horizonte 2020.

Por otro lado, el documento plantea triplicar el presupuesto destinado a la protección de fronteras exteriores, inmigración y asilo, que se incrementaría desde los 13.000 millones hasta 33.000 millones. Los fondos dedicados a seguridad crecerían con la propuesta un 40% para llegar a los 4.800 millones y crear un fondo de defensa de 13.000 millones. También aboga por aumentar un 26% el gasto en acción exterior, que se expandiría hasta los 126.000 millones de euros. En este contexto, la Alta Representante de Política Exterior y Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, ha propuesto crear un fondo extrapresupuestario de 10.500 millones para complementar los programas en el área de defensa.

España se une a Francia para rechazar la propuesta

La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, garantiza que el Gobierno trabajará para “consolidar” el nivel de apoyo a los agricultores y ganaderos españoles a través de la Política Agrícola Común (PAC) frente al recorte del 3,5% que Bruselas ha planteado para las ayudas directas que percibe el sector agrario español. Isabel García Tejerina se ha reunido en Bruselas con el comisario de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan para conocer con detalle la propuesta, que incluye un recorte para la PAC del 5%. Además, detalla que el recorte para España en los pagos directos sería del 3,5% según este documento, pero subraya que se trata de un “punto de comienzo” que el Ejecutivo tratará de “eliminar” a lo largo de unas negociaciones que, ha augurado, serán “largas”.

En este contexto, la ministra destaca que el Ejecutivo comunitario se había planteado en textos anteriores recortes de hasta el 30% para la PAC, un escenario que ha calificado de “sombrío”. “El trabajo del Gobierno durante estos meses ha dado sus frutos. La preocupación del Gobierno por los agricultores y los ganaderos significa que el punto de comienzo de las negociaciones sea mucho mejor”, señala. “Esto no significa que un Gobierno preocupado por el medio rural como el nuestro se conforme. Por lo tanto, empezamos la negociación con el objetivo que siempre tuvimos, que es consolidar los apoyos que perciben hoy los agricultores y los ganaderos”.

Con vistas a esta negociación, Isabel García Tejerina adelanta que trabajará “generando alianza” y asegura que, “en breve”, se reunirá con su homólogo francés, Stéphane Travert, con quien dice tener una “posición compartida” sobre el documento de Bruselas, que es “mantener el nivel de apoyo” para los agricultores y ganaderos.

Precisamente, el objetivo es reeditar la “alianza” forjada entre Madrid y París —y a la que posteriormente se unió Dublín— en materia agrícola para las anteriores negociaciones presupuestarias, que se desarrollaron entre 2011 y 2013. Isabel García Tejerina recuerda que en aquellos años “pesaba una enorme incertidumbre” sobre el sector, pero “la acción de Gobierno entonces dio estabilidad a los agricultores y ganaderos españoles hasta el año 2020”.

REACCIONES ANTE LA PROPUESTA DE BRUSELAS

ASAJA CREE QUE ES INACEPTABLE

Asaja califica de “inaceptables” las medidas propuestas por la Comisión Europea para el próximo Marco Financiero Plurianual que implican un recorte del 5% de cara al próximo presupuesto de la PAC y otro recorte del 4% en pagos directos. “Por si fuera poco, en el cálculo realizado no se tiene en cuenta la inflación”.

Fuente: Diario Jaén

Viernes, 4 Mayo, 2018